Prevención de fuga de datos

no más fuga de datos

Cierra la puerta a la fuga de datos

Es frecuente la aparición de noticias en prensa sobre empresas o instituciones que han sufrido una pérdida importante de datos, sea por robo, negligencia. Las fugas de información generan enormes pérdidas económicas como los asociados a costes legales y sanciones, además de costes indirectos como la pérdida de clientes o de ventajas competitivas y el deterioro de la imagen y reputación, todos enormes riesgos potenciales.

Causas habituales de la fuga de información

Aunque se producen fugas de datos derivadas de ataques maliciosos, hacking, etc. la principal causa de pérdida de datos sigue siendo la negligencia. Es decir, no es normalmente un “hacker” quien causa una fuga de datos sino que en ocasiones son los mejores empleados de la empresa que comenten errores desafortunados.
Por otro lado, la salida de trabajadores de la empresa sea por su recolocación en otra empresa o por la pérdida del empleo supone también la salida de información sensible de la compañía. Normalmente a través de empleados salientes de la compañía hay salida de documentos en formato digital que pueden ser a través de Email, USB, Dropbox, etc..

¿Cómo previene SealPath la fuga de datos?

crea políticas y compártelas con otros usuarios

Crea una cultura de la protección de la información:

SealPath facilita el proceso de protección de información y al compartir documentos protegidos con otras personas estarás ayudándoles a tomar conciencia de mantener dicha información protegida. Crea políticas de protección y compártelas con otros usuarios para mantener la información sensible protegida.

podrás saber que personas está consumiendo un documento, empleados, colaboradores o antiguos partners

Conoce el nivel de exposición de la información sensible:

Con SealPath podrás ver qué documentos son accesibles a cada persona, tanto internas como externas a la organización. Independientemente de dónde se encuentre esa información, sabrás quien es un potencial consumidor de la misma, incluso entre antiguos colaboradores o trabajadores.

podrás revocar accesos si alguien deja la compañía

Restringe el acceso a la información allí donde se encuentre:

Si un empleado se va de la empresa o si dejas de trabajar con un partner, con pocos clicks podrás evitar que vuelva a acceder a dicha información. También podrás transferir los permisos o propiedad de los documentos de unas personas a otras.

podrás ultilizar tecnología DLP mucho más fácilmente

Saca el máximo partido a tecnologías tipo DLP:

En ocasiones lo más complicado de un sistema de DLP es saber qué puede salir de la organización y qué no, o quién puede sacarlo. Esto hace que la configuración sea compleja, pero SealPath facilita mucho su configuración y, por ejemplo, fijar que sólo salgan de la compañía documentos protegidos por SealPath, ya sean públicos o restringidos.

Prueba SealPath TRIAL¡Pruébalo!